mar 18, 2010

BUENAS PRÁCTICAS EN LAS COMPRAS

Ese acto tan cotidiano, debe estar lleno de garantías para el consumidor, por lo que a continuación os hacemos una serie de recomendaciones, para que podamos seguir disfrutando de esas “quitapenas/sobreesfuerzos”, llamadas compras:

Los comercios están sujetos al contenido de los anuncios que publiciten.

Existe una obligación de venta. No valen las excusas del tipo «sólo me queda el de exposición».

Exigir ticket o factura. Pero además es obligatorio, si el consumidor lo pide, entregar un documento acreditativo de la operación donde quede constancia de la fecha, precio, objeto adquirido e identidad del vendedor.

Es muy importante y debemos tenerlo muy en cuenta, que el establecimiento no está obligado a aceptar cambios o devoluciones si no lo ofrece así públicamente.

Solicitar una devolución sin motivo, sólo está legalmente amparada si se trata de compras a distancia o si está realizada, en algunos supuestos, fuera del establecimiento mercantil. Para ello se dispone de siete días contados desde la entrega.

Existe una garantía legal mínima es de dos años a contar desde la fecha de entrega. Acreditar el momento de la entrega es uno de los motivos por los cuales debemos pedir siempre el ticket o factura de compra.

Las rebajas lo son solo de precio, nunca de calidad.

En caso de que tenga cualquier controversia, puede dejar constancia a través de la hoja de reclamaciones. Es la forma más rápida, económica y eficaz de dejar constancia de nuestra queja, sin perjudicar ninguno de nuestros derechos. Después ya podremos valorar si tramitar dicha hoja de reclamaciones o actuar como mejor proceda.

Y para finalizar comentaros que en caso de duda, lo más aconsejable es siempre asesorarnos antes de firmar ningún documento o comprometernos a alguna transacción. El asesoramiento jurídico previo, es la opción que más conflictos puede evitar.

Deje su comentario

*